Economía, riesgo país, mercados

La plaza financiera argentina se movió el viernes con tendencia alcista por costes de ocasión en los activos y una pausa del segmento cambiario, en el cierre de una semana tensa por la instrumentación de limitaciones para frenar la huida de reservas desde las arcas del banco central.

 

Operadores coincidieron en que la persistencia de costes bajos y la prudencia de los inversores, con recortes de volúmenes, impulsaron los negocios a una recuperación momentánea, en ante de un complejo panorama económico y político para el Gobierno del 1er magistrado Mauricio Macri.

 

El riesgo país que mide JP. Morgan retrocedía 159 unidades, a 2.030 puntos básicos (2005 GMT), en el instante el martes pasado llegó a rozar los 2.600 puntos como tope desde el 2005, en plena reestructuración de deuda soberana. Los bonos extrabursátiles ganaron un 2,9% promedio, Después de las alzas del 7,5% en los 2 días previos.

 

durante de una notoria tensión financiera, esta semana entró en vigencia una serie de limitaciones cambiarias para frenar la salida de dólares, a lo que se sumó en días previos una extensión en los vencimientos de deuda pública a corto plazo.

 

«El impacto de las medidas en los mercados es favorable, No obstante meramente transitorio. Los inconvenientes estructurales no se han resuelto y las altas tasas son un contrapeso demasiado peligroso y costoso», mantuvo el economista Gabriel Monzón, secretario técnico de la Confederación Parlamentaria de las Américas y titular de conjunto Latina Consultores.

 

El índice bursátil S&P Merval aumentó un 2,86%, al cierre provisorio de 27.701,84 unidades, de nuevo con el impulso de las acciones energéticas y despues de acumular un incremento del 16,4% entre miércoles y jueves.

 

Los mercados argentinos comenzaron a derrumbarse el 12 de agosto, un día Después de que el Gobierno sufriera un duro revés en las elecciones primarias ante al aspirante peronista opositor Alberto Fernández. Macri, favorito del mercado, tiene disminuidas sus posibilidades de luchar por la reelección en los elecciones generales del 27 de octubre.

 

El peso mayorista subió un 0,39%, a 55,80/55,82 por dólar sin la intervención del banco central, al paso que la divisa en la plaza informal permaneció estable a 58,50/59,00 unidades, dijeron operadores. El peso acumula un derrumbe del 18,79% desde las primarias, despues de apreciarse un 6,63% en la presente semana.

fuente: Dario 26

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here